Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando las entradas de enero, 2016

Rompepatitos

Rompepatitos Por: Luis Caccia Guerra para www.devocionaldiario.com
Días atrás, el pastor principal de la iglesia en la que me congrego, recordaba en su mensaje desde el púlpito una anécdota de su infancia. Aún siendo muy pequeño se le antojó tomar un patito de yeso que el vecino de enfrente tenía en su jardín. Torpeza de niñito chico, el patito resbaló de entre sus manos y se rompió estrellándose en el suelo.
Tal fue el temor que le causó el fallido episodio, que no tuvo mejor idea que ir a esconderse en un sitio de su casa. Tan bueno resultó ser el escondite que permaneció allí por varias horas. Salió de su guarida cuando escuchó a su madre llorar desconsoladamente y supo que las lágrimas de mamá eran por la desaparición de su pequeño hijito.
Hoy es un hombre de unos sesenta años. Sin embargo, y a pesar de haber transcurrido poco más de medio siglo de aquél evento ¡aún recuerda la paliza que recibió ese día! El severo castigo no había sido por la rotura del patito del vecino; sino por e…

Milagro de diciembre

Milagro de diciembre Por Luis Caccia Guerra para www.devocionaldiario.com

Estarás confundida, y no sabes la ruta que viene hasta aquí? O, será simplemente, que no quieres venir? Que será, que no llegas? Este mundo ya es duro y más duro sin ti. Que será, por qué tardas? Por qué pasan los años y no estás aquí? Corre, salta, despega; dale cura a este amor que no sabe morir! No me niegues la risa, tócame con las alas, milagro de abril!” Alberto Plaza. “Milagro de abril”.
Las sentidas palabras en la brillante poesía del cantante chileno Alberto Plaza, días atrás me retrotrajeron a uno de los más oscuros capítulos de nuestras vidas. A poco de habernos casado, unos meses después disfrutábamos la noticia del bebé que venía en camino. Todo se tiñó de alegría y esperanza en esa casa que era nuestro hogar. ¡Tantos proyectos, tantas ilusiones iban creciendo junto con el transcurrir de los días y la panza de mamá!
-Gracias por el bebé que viene en camino. Señor, que sea fuerte y sanito, ayúdanos a ser los mej…

Tu amor, tu perdón, mi Salvación

Tu amor, tu perdón, mi Salvación Por: Jésica Andrea para www.destellodesugloria.org
Cuando era niña, una pregunta invadió mi mente durante todo ese tiempo: Si Dios creó al hombre y a la mujer y luego ellos le desobedecieron ¿Por qué el Señor no los hizo caer en un sueño profundo del cual no volvieran a despertar? ¿Por qué Dios no volvió a crear al hombre y a la mujer sin que conocieran el pecado? Tal vez hoy todo sería diferente, tal vez no estaríamos aquí.
Repasando el libro de Génesis, encontré que:
Y creó Dios al hombre a su imagen, a imagen de Dios lo creó; varón y hembra los creó. (Génesis 1:27 RV60)
Y mandó Jehová Dios al hombre, diciendo: De todo árbol del huerto podrás comer; mas del árbol de la ciencia del bien y del mal no comerás; porque el día que de él comieres, ciertamente morirás. (Génesis 2:16-17 RV60)
Y dijo Jehová Dios: He aquí el hombre es como uno de nosotros, sabiendo el bien y el mal; ahora, pues, que no alargue su mano, y tome también del árbol de la vid…

Él me ha mirado

El me ha mirado Por: Luis Caccia Guerra para www.devocionaldiario.com
Mis jefes, tienen la visión y la habilidad de saber ver y sacar lo mejor de las personas. Uno puede tener dos mil defectos, no calificar para muchas cosas; pero si encuentran en ti tan sólo dos virtudes que en alguna medida les resultan de utilidad para sus fines, para la misión y visión de su empresa, entonces calificas, estás aprobado.
En cambio, muy por el contrario, hay gente que se ocupa de buscar, escarbar en tus errores y destacar bien, inclusive exagerar hasta tus más pequeños defectos. No importan tus logros, ni tus virtudes; se ocupan de hacerlos parecer como nada, menospreciarlos, descalificarlos. En pocas palabras, tú no mereces tener éxito. ¿Te has sentido así?
Pero… ¿Sabes qué? Esto es aplicable, válido y vigente tanto para juzgados como para juzgadores.
Es que tratamos a los demás como lo que consideramos que son. Decimos de los demás lo que no diríamos de nosotros mismos. Todo ello sin caer en la cuenta…

Soñar volando

Soñar volando Por: Jésica Andrea para www.mensajesdeanimo.om

Pasando por la pre-adolescencia me llamaban la atención los aviones de combate. Busqué información de estos guerreros y por mi mente pasó el querer el día de mañana elegir como carrera profesional ser piloto de avión. Era un sueño que quería cumplir. Estaba entrando en la adolescencia y seguía anhelando poder cumplir este sueño.
Después con el correr del tiempo fui dejando este anhelo. Al ver que no calificaba ni tenía lo necesario para poder entrar a la Fuerza Aérea. Aun así yo soñaba con poder volar. Pero era obvio que sólo era un sueño que no se cumpliría. Pero ¿por qué? Pensando las ventajas y desventajas que tenía ser piloto de avión me di cuenta que las “aves mecánicas” no estaban hechas para mí.
Fueron creadas y diseñadas por el ser humano con el fin de usarlas como armas para defenderse del enemigo, que son ellos mismos.
El hombre crea un armamento grande y peligroso para defenderse de alguien que es de su misma …

Aprendiendo a ser mejor hija tuya

Aprendiendo a ser mejor hija tuya Por: Jésica Andrea para www.mensajesdeanimo.com
¿Cuántas veces hemos querido parecernos a nuestro Padre Celestial? Ser iguales a Él, dejando atrás los errores, las faltas y el mal comportamiento que hemos tenido delante de nuestro Señor.
Repasando el año que pasó 2015, repasando mi vida, recordando mis ventajas y desventajas, mis errores, mis faltas, mis pecados, mi alejamiento de mi Padre; también escuchando hoy letras de canciones que tal vez se acerquen a lo que muchos queremos tratar de decir con palabras que a veces se nos escapan o no aparecen cuando las precisamos para expresarnos.
He hecho escritos sobre mis batallas perdidas y ganadas y he resaltado ambas ¡Gloria al Señor por las numerosas batallas en las que he salido Victoriosa gracias a El! Desde el principio de mi vida hasta ahora, en estos jóvenes 23 años de vida he aprendido mucho más de lo que pude imaginarme y llegar a pensar. Hoy, más que nunca quiero ser más como tú Señor, conocer l…

Yo sé a quien he creído

Yo sé a quién he creído Por : Luis Caccia Guerra para www.devocionaldiario.com
Pero id, decid a sus discípulos, y a Pedro, que él va delante de vosotros a Galilea; allí le veréis, como os dijo. (Marcos 16:7 RV60)
En este episodio descripto en Marcos cap. 16, las tres mujeres que muy temprano en la mañana, el primer día de la semana, habían ido al sepulcro donde se esperaba hallarían el cuerpo de Jesús, en cambio y contra todo pronóstico; se encuentran con un mensajero del Señor que les dice: “No os asustéis; buscáis a Jesús nazareno, el que fue crucificado; ha resucitado, no está aquí; mirad el lugar en donde le pusieron.”
Y acto seguido agrega que va delante hacia Galilea, que allí le verían. Los discípulos reciben buenas noticias de parte de Jesús, pero este recado tiene algo de personal y particular especialmente para uno de ellos: Pedro.
El viejo pescador, bravucón, impulsivo, incapaz de poner la cabeza en funcionamiento antes de poner la lengua en movimiento. El que sin ente…

Nuestro principal ministerio

Por: Luis Caccia Guerra para www.devocionaldiario.com
Al vernos enfrentados al dolor, un poco de valentía ayuda más que mucho conocimiento; un poco de comprensión, más que mucha valentía; y el más leve indicio del amor de Dios, más que todo lo demás.” (C.S. Lewis)
Sé lo que es sufrir discriminación, rechazo, provocación, burla o maltrato verbal. Ser calificado por gente a la que no le ha sido dada autoridad de calificarme, pero se toma la atribución de descalificarme. Gente que con su evidente y para nada disimulada animosidad hacia mí, no sólo desaprueba lo que hago o digo, también cree tener autoridad para desaprobar aún lo que no hago ni digo; pero que no ha sido aprobada para desaprobarme. ¿Has pasado por algo así? Si es así, ¡bienvenido al club!
¿Sabes? ¡Hay personitas tan queribles, a las que es tan lindo y tan fácil amar y bendecir! Pero en cambio, hay otras que… ¡Ah, Señor…! En nuestro entorno hay gente resentida y frustrada. Quienes lo tienen todo y a la vez no tienen nada. Qu…

Abba, Papá!

Por Luis Caccia Guerra para www.devocionaldiario.com
“Abba” es una palabra del arameo que significa: “padre”. Se halla tres veces en el Nuevo Testamento (Marcos 14:36; Romanos 8:15 y Gálatas 4:6). La usaban los niños para dirigirse a su papá y estaba estrechamente relacionada con un sentido de afectuosa intimidad y a la vez, sumo respeto.
Los expertos creen que fue Jesús quien aplicó el término para dirigirse hacia su Padre Dios y dejó autorización a sus discípulos para que hicieran lo mismo, en tanto que Pablo halla en él, un símbolo de la adopción por parte de Dios en el Espíritu (Nuevo Diccionario Bíblico Certeza).
Cuenta esta historia que una niña huérfana había pedido a Jesús una mamá para su vida. La mamá que cuidó de ella desde que era una bebé, había muerto hacía un par de años y a medida que creía, el vacío de su ausencia se hacía sentir más y más. Vivía con su papá, quien la amaba profundamente, pero dadas las múltiples ocupaciones y compromisos del hombre, él no podía esta…