Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando las entradas de julio, 2015

No como a mi me parece. Mas como El quiere.

Por: Luis Caccia Guerra para www.devocionaldiario.com
Hace unos días, vi a varias personas sufrir. Inclusive he recibido mensajes de personas que afrontan sufrimientos.
En horas de la mañana, un hombre joven lloraba a lágrima viva sentado en la vereda de un templo católico ante la más absoluta indiferencia y apatía de numerosos transeúntes. A la tarde un ciego dio un mal paso y cayó a uno de los canales de irrigación (cunetas, acequias) de esos que abundan en mi ciudad, de los que a menudo hablo en algunos de mis escritos. Y por último, al anochecer, acompañé a mi hija al odontólogo.
Por el hombre que lloraba a las puertas del templo, no pude hacer nada. Su llanto y sus lágrimas me conmovieron, en abierto contraste con la indiferencia de la gente que pasaba. Iba con el tiempo justo a una audiencia en representación de un cliente y esa era mi responsabilidad para ese momento. Al ciego lo ayudé a salir de la cuneta junto con otras personas que en ese momento pasábamos por allí y lo vim…

Enojados con Dios, pero… ¿con qué dios?

Por Luis Caccia Guerra para www.devocionaldiario.com
Hace unos años atrás a poco de habernos casado, pasamos por una de las más difíciles pruebas de nuestras vidas. Esperábamos un bebé, y un día ya no hubo más bebé que esperar. Tenía un trabajo que no prometía demasiado, pero la paga era puntual y era buena. Un súbito cambio en las finanzas del país obligó a todas las entidades bancarias y financieras a reestructurarse… ya no hubo más trabajo para mí. Un amado hermano en el Señor, muy cercano a la familia supo que disponíamos de algo de dinero, producto de la indemnización por el despido y aprovechó para proponernos “invertir” en su negocio. Un buen día cerró su negocio y se fue a vivir a otro lugar. Fuimos embaucados. Ya no hubo más dinero. Asistíamos con mi joven esposa a una pequeña iglesia, que tampoco prometía mucho, pero de la que nos sentíamos parte de ella y en la que, en alguna medida estábamos contenidos… Un penoso evento ajeno a nuestras vidas y circunstancias hizo que un dí…

Como si fuera el último día

Por: Luis Caccia Guerra para www.devocionaldiario.com
Usa tus ojos como si mañana fueras a quedar ciego; escucha la música de las voces y el canto de un pájaro como si mañana fueras a quedar sordo”. (Helen Keller).
Lo hizo con autoridad, cuando escribió esta cita. Me asombra y provoca admiración la vida de Helen Keller, escritora, oradora y activista política sordo-ciega estadounidense nacida en Alabama, EE.UU. en junio de 1880. A la temprana edad de 19 meses, sufrió una grave enfermedad que le provocó la pérdida total de la visión y la audición. En un estado de aislamiento casi total, su incapacidad para comunicarse desde tan pequeñita fue terriblemente traumática no sólo para Helen sino también para su familia, por lo que a la edad de siete años, sus padres buscaron una instructora personal para ella. Fue así como el Instituto Perkins para Ciegos les envió a una joven especialista, Anne Sullivan, quien se encargó de su formación y logró un notable avance en la educación especial. Es …

Picture in picture

Por: Luis Caccia Guerra para www.devocionaldiario.com

La Revolución naranja consistió en una serie de protestas y acontecimientos políticos que tuvieron lugar en Ucrania, desde finales de noviembre de 2004 hasta enero de 2005. Estas protestas ocurrieron en el contexto de las elecciones presidenciales, en las cuales hubo fuertes reclamos de corrupción, intimidación de votantes y fraude electoral directo.
El color naranja fue adoptado originalmente por el campo político de uno de los candidatos a los que el fraude electoral había perjudicado, como el color significativo de su campaña electoral. Al momento en que las protestas masivas incrementaron, y especialmente cuando provocaron el cambio político en el país, el término de "Revolución Naranja" representó toda la serie de eventos.
El lazo naranja, es símbolo de la Revolución Naranja ucraniana. Los lazos son representaciones comunes de la protesta no violenta. (https://es.wikipedia.org/wiki/Revolución_naranja)
Pero no hablaríamo…